martes, 7 de febrero de 2012

La fealdad en el espejo de Karl


A los 12 años era una de esas niñas llamadas “vendibles”, en publicidad es así, encuentran a una niña con los estándares estéticos perfectos para una marca y la lanzan a los leones con ropa nueva y maquillaje de colores.
Recuerdo las sesiones de fotos, los desfiles, las clases de modelaje y de cómo caminar en línea recta, todo era como un juego hasta que me mostraron que las niñas también pueden ser gordas.

Gordas, gruesas, curvilíneas, con cintura, con trasero y senos… esas mujeres son más del 60% de la población, esas mujeres son las que luchan cada día por ser felices y que sufren por ser ellas llamadas “perfectas”. Esas son a las que la moda de Alta Costura discrimina.

Con la nueva exposición de Karl Lagerfeld recuerdo mis días de pubertad y sus declaraciones tan desafortunadas, esas como las que querían inculcar en mí.

Las niñas con rollitos nunca son famosas”, “nadie quiere una niña gorda”…
Nadie quiere ver a mujeres con curvas en la pasarela”, “yo no diseño para mujeres con sobrepeso”.

Las frases son muy parecidas, lo diferente es que las primeras son dichas por un productor de desfiles a una niña de 12 años que sueña con las luces y la ropa,  y las últimas son del famoso diseñador. Uno causa daño directo y el otro causa daño en masa.

Recuerdo muy bien el episodio cuando el famoso diseñador le dijo a Heidi Klum que estaba gorda ¿Quéeeee? ¿Gorda? ¿Estás llamando gorda a uno de los ángeles? Entonces…

Adriana Lima es obesa.
Tyra Banks tiene peligro de ser diabética de lo gorda que está.
Exageraciones con exageraciones.

No podemos negar que la moda está basado en arte, ilusión y belleza; pero a veces esa belleza es perversa y esconde algo ¿Recuerdan a Damian? Jajaja ok,  no me pondré diabólica pero entienden la idea.
Cuando te crían para ser modelo hay reglas a seguir:

No comer calorías.
Contar las calorías de lo que comes.
Quemar las calorías de lo que has comido.
No tener piel que te haga bulto a tus caderas, o sea, si usas talla 30 de pantalón eres una obesa.

EL sueño de ser la mujer perfecta, pequeña y vulnerable para que algún príncipe te rescate es el mayor gancho de venta en la ropa de alta costura, pero eso contrasta mucho las mujeres con rollitos que están en la casa comiendo sanguchitos o lo que pueden porque no tienen tiempo para sentarse por estar criando a 3 hijos y trabajando 10 horas al mismo tiempo.

Todos esos que critican a las modelos por aparecer huesudas o anoréxicas son las típicas madres gordas que se sientan en el sofá todo el día comiendo patatas fritas"

Y justo son aquellas mujeres con una economía perfecta para consumir sus productos… y no pueden.
¿Irónico verdad?

1 comentario:

  1. lo peor es q mientras leia esto estaba comiendo tortees xD jajaja

    http://huachafachon.blogspot.com

    ResponderEliminar

Exprésate

Popular Posts

Seguidores